Nos llenó de alegría leer una noticia que recientemente publicaron desde Guinea Ecuatorial acerca de este tema.

En nuestra provincia también caminamos con entusiasmo hacia un sueño que, después de un largo proceso, parece que ya pronto será realidad.

Nuestros grupos ITEC (Itinerarios de Espiritualidad Calasancia) y Movimiento Calasanz, convocan adultos y jóvenes para compartir oración, formación y misión. De ahí han surgido iniciativas para profundizar en el ámbito de la Misión Compartida y comenzar la Fraternidad en nuestra provincia.

Gracias a las orientaciones del Consejo General de la Fraternidad y a la ayuda de la Fraternidad de Nazaret, avanzamos en la elaboración de nuestro estatuto y, por lo tanto, hacia el inicio de los primeros procesos de discernimiento en este ámbito.

Vamos sin prisas, pero sin pausas, y nos sentimos satisfechos por todo lo que hemos aprendido durante el proceso. También nos alegra el contacto con personas de diferentes fraternidades que han participado en nuestras reuniones virtuales para compartirnos experiencias iluminadoras.

Valoramos ser parte de una familia tan grande y la oportunidad de compartir con otros el carisma y la misión de las Escuelas Pías.

P. Francisco Anaya Walker Sch. P.