El pasado mes de abril tuve la alegría de poder visitar a nuestros hermanos de la comunidad de Minheuene, en Mozambique, diócesis de Pemba. Fue mi primera visita a una presencia escolapia fundada por nuestra Orden en noviembre de 2016. Una presencia misionera, solicitada por el obispo diocesano, asumida por nuestra Orden desde un profundo sentido de envío, y como una de las primicias más queridas del Año Jubilar Calasancio. Un bello, comprometido y desafiante regalo a Calasanz en el 400º aniversario de la constitución de las Escuelas Pías y el 250º aniversario de la canonización de nuestro santo fundador.

Descarga la carta

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies